miércoles, 24 de abril de 2013

Hermandad del Gallardete de Jesús Nazareno. ALCALÁ LA REAL



Lienzo de Jesús con la Cruz a cuestas en el Gallardete de Jesús. Siglo XVII
(foto: archivo propio)


HERMANDAD DEL GALLARDETE DE JESÚS NAZARENO


Escudo de la Hermandad
Fundación: 1985, como Hermandad independiente. Como filial de la Cofradía del Dulce Nombre, se remonta a tiempo inmemorial.
Titular: Gallardete de Jesús. Lienzo del siglo XVII.
Hábito: caperuz, túnica y capa morados, cíngulo amarillo.
Escudo: "JHS", sobre la "H" una cruz, alrededor una corona de espinas.
Otros aspectos: banda de música mixta.


HISTORIA

La Historia de esta Hermandad se haya unida a la Real Cofradía del Dulce Nombre de Jesús, de la que fue cuadrilla durante siglos, siendo la filial más numerosa de la misma. Posiblemente fue fundada a la par que la Cofradía matriz, a finales del siglo XVI o principios del XVII.
Cada una de estas Hermandades filiales o cuadrillas tenían sus propios reglamentos de régimen interno por los que se regían. Su nexo de unión con la Cofradía matriz era la figura del Patrono, que era un miembro de aquélla designado para velar por la salvaguarda de las obligaciones de la cuadrilla para con la Cofradía, teniendo a la vez función de supervisar las cuentas y acuerdos. Al debilitarse estas figuras, bien por despreocupación del cargo, bien por desidia de la propia Cofradía matriz, la autonomía de las filiales fue en aumento. Esta situación desembocó en la progresiva independencia, en los años ochenta del pasado siglo, de las cuadrillas que aún sobrevivían en el seno de la Real Cofradía, y su posterior ingreso en la Agrupación de Cofradías.
Por tanto, los antiguos estatutos de régimen interno aprobados en 1931 estuvieron vigentes hasta el 7 de Marzo de 1986, cuando se aprueba en asamblea general la citada emancipación. 
Comenzaba así un lento pero seguro caminar para la cuadrilla del Gallardete de Jesús Nazareno como Hermandad independiente, hasta que en 1996 son aprobados sus estatutos por el anterior obispo de la Diócesis de Jaén, Don Santiago García Aracil, erigiéndose canónicamente.


TITULAR Y ENSERES

El titular de la Hermandad es el Gallardete de Jesús Nazareno, un estandarte bordado en oro sobre terciopelo morado, siendo su soporte de plata repujada. Contiene una lámina o lienzo en el centro, barroco, del siglo XVII, que fue restaurado por Don Manuel López Váquez en 1991. La pintura representa el momento en que Jesús carga con la Cruz, mientras tres sayones lo maltratan. Sale en procesión el Viernes Santo por la mañana y el primer Domingo después de la Pascua de Resurrección en la procesión del traslado desde la Iglesia de Consolación, Parroquia de Santa María la Mayor, sede canónica de la Hermandad, hasta la casa del Hermano Mayor, donde permanece todo el año.
Uno de los elementos más llamativos del patrimonio de la Hermandad es el soberbio Vía Crucis, obra de Rafael Revelles del año 1954. Se trata de un conjunto de catorce cartelas en madera tallada y pan de oro, rematadas por una cruz, en cuyo interior aparecen pintadas cada una de las estaciones del Vía Crucis. Son portadas en la procesión por los hermanos penitentes de la Hermandad. 
También es de destacar la magnífica Cruz de Guía, en madera tallada y calada y recubierta en pan de oro, donada por Don José Garnica Salazar en los años 50. Tiene en el centro un emblema compuesto por la Sagrada Forma con las letras "JHS" y cruz encima de la "H", sobre el Cáliz. A la derecha una escalera y a la izquierda un martillo. Todo rodeado de una corona de espinas.
  
Una de las cartelas del Vía Crucis de Revelles
(foto: archivo propio)

Cruz de Guía de la Hermandad
(foto: archivo propio)


LA PROCESIÓN DEL VIERNES SANTO POR LA MAÑANA

La procesión del Viernes Santo por la mañana comienza temprano para esta Cofradía, en la casa del Hermano Mayor, donde ha permanecido el titular durante todo el año. Allí es mostrado orgulloso el Gallardete de Jesús Nazareno, que es volteado en el aire por el Hermano Mayor en una curiosa liturgia. Todos los hermanos y hermanas de la Cofradía acuden a este acto, así como la banda, iniciando conjuntamente el solemne traslado hasta la Iglesia de Consolación, sede canónica, desde la cual comenzará más tarde la procesión junto a su antigua Cofradía matriz del Dulce Nombre y otras cuadrillas, hoy Hermandades, como la del Ecce Homo y Apóstoles.
Son de destacar las largas filas de penitentes que aporta esta Hermandad en su estación de penitencia. Algunos de ellos portan cruces de madera mientras sobre sus sienes colocan coronas de espinas. El hecho de que esta Hermandad tenga por titular un estandarte es el primer dato sorprendente, pues no es común esta circunstancia en la Semana Santa de la mayoría de poblaciones andaluzas. Pero la Semana Santa de Alcalá la Real es así, diferente.
Acostumbrado a los titulares en madera tallada y policromada, resulta extraña la devoción hacia un gallardete. Pero la Fe no entiende de estas cosas, y precisamente Fe, y en grandes cantidades, derrochan los hermanos de esta Cofradía hacia su titular. 
  

Comitiva de la procesión en Carrera de las Mercedes
(foto: archivo propio)


Penitentes de la Hermandad llevan cruces y coronas de espinas
(foto: archivo propio)



Bibliografía:

- Siles Reyna, Miguel. Las Hermandades de Alcalá la Real. En Jaén y su Semana Santa. Tomo II. 1992.

Enlaces:

Semana Santa de Alcalá la Real 


No hay comentarios:

Publicar un comentario